jueves, 7 de julio de 2011

El Oriente: Wirikuta

Fragmentos:
El número cinco y la geografía ritual 
El Oriente
Al oriente, en el desierto de Real de Catorce en San Luis Potos se encuentra Wirikuta en donde está Paritekia, el Cerro Quemado, que es llamado así por que se cree que por ahí salió por primera vez Tawewiekame, Nuestro Padre Sol y que dejó ahí un hueco quema­do; también se llama Reu 'unar, Cerro del Amanecer, ya que desde tiempos ancestrales y hasta la actualidad siguen saliendo por ahí todos los días los primeros rayos del sol. A Wirikuta se puede acudir a pedir cualquier cosa. Se le relaciona con la región de arriba, con el tiempo de secas y con el tukari6, el día. Tukari se refiere a la vida de toda la gen­te, al tiempo de luz y de secas que se relaciona con la temporada festiva y al aspecto mas­culino que el sol representa. Hacia el este es hacia donde está orientado el mara'akame y hacia dónde se dirige generalmente en las ceremonias. Aquí habita Nuestra Madre la Jo­ven Aguila, Tatei Werika timari.

Wirikuta recibe ritualmente una gran cantidad de nombres7: Masau Tekia, Muwieri Tekia. Uweni Tekia. Werika Tekia, Hai Tekia, Pariya Tekia, Xukuri Tekia, Niwetari Tekia. Xurawe Tekia, Uxa Tekia, Kuisi Tekia, Wawi Tekia y Nuiwari Tekia. La palabra Tekia se refiere a "el último de los objetos de una fila de cinco en sentido vertical, que se encuen­tra en el mirador, arriba del abismo", lo que indica que todos ellos están mirando desde arriba: el venado, el muwieri, la silla ceremonial, el águila, las nubes, pariya, que es tra­ducido como "centro de la vida", la jícara, el altar, las estrellas, la raíz amarilla uxa, el halcón, los cantos sagrados y nuiwari que se refiere a la "generación de vida, al nacimien­to". Pero la lista de nombres es más larga; también se llama Uweni Ma"tahane, Hai Mata­han e, Muwieri Matahane, Tukari Matahane, Uxa Matahane,tkitsika Matahane, Huye Matahane y Uiniyari Matahane. Matahane se refiere a "una cosa que está después de otra, una fila de cosas en sentido horizontal". De esto se deduce que se refieren a senderos de sillas, nubes, muwierite, vidas, raíces amarillas con la que se pintan las caras, enseñanzas, caminos y trampas que se dejan para derribar a las personas o al venado: que se en­cuentran a lo largo del desierto. Se llama Tutu Yapa "lugar de las flores"; Werika Yapa "lugar de las águilas"; Werika Uxa que se refiere al águila y a la raíz amarilla; Ukai Ma­nakatei que es el "lugar de lágrimas" llamado así ya que ahí van a llorar para pedir algo; Mukuyuawi que es donde se recolecta el peyote; Hai Manakakate que se refiere a una “sábana o tendido de nubes que están arriba"; Wikuxa 'Manakakate que se refiere un "tendi­do de cuerdas que simbolizan a la serpiente que envuelve al mundo y a la vida, que están arriba"; Hai Mutikate que se refiere a un "tendido de nubes que están antes de arriba"; Hai Kemaripa se refiere a la visión producida por la ingestión del cactus sagrado en que parece que "las nubes cobijan, porque se vienen encima". Otro nombre es Nierika Maka-mane, el término Makamane significa "una cosa que está después de otra, una fila de co­sas en sentido vertical", es decir, que hay filas de nierikate que suben a lo largo del espa­cio y llegan hasta la región de arriba. Dos nombres más son Nierika Manakamane y Tenari Manakamane que significan que hay nierika y "bocas del universo" en la cima. Nierika Mayamane y Xukuri Mutimane se refieren a lugares donde hay cosas redondas, como IlÍe­rika y jícaras; Ti Muti'u se refiere al lugar donde hay cosas "paradas", como la flecha.

Según mi trabajo, a este rumbo le corresponden los colores amarillo y rojo, reafir­mando lo ya mencionado por Neurath (1997). Mata (1980), Kindl (1997: 145) y Schaefer (l996b:371) solamente lo han relacionado con el color rojo, y por el contrario, Lumholtz (1986:40,46) le atribuye el negro.
--------------------------
6. Según Johannes Neurath, apoyado en lo que dice Preuss, el tikari se refiere al inframundo, al tiempo de lluvias, a la obscuridad, a la media noche, a la enfermedad y al mundo mestizo; su contrario, el tukari es la vida que da el Padre Sol, es el medio día y el tiempo de secas. (1998:183,184,194,195) Ingrid Geist hace una reflexión alrededor de estos conceptos y apunta que "la luz no es equivalente con el día y la vida; y que la muerte tampoco establece U'1a equivalencia con la noche y la obscuridad". Así, concluye a partir de su análisis la asimetría de estos pares de opuestos y continúa diciendo que "Resulta en ambos casos la paradoja de que la oscuridad es luminosa, que se expresa admás en el testimonio huichol de que todas las teteikima y los kakafyarite, la propia Nakawe, la tierra y el inframundo incluidos, son luz: (2001 :178)
7. Los diferentes nombres de los rumbos cardinales aquí mencionados, en unas ocasiones corresponden a sitios específicos que se encuentran dentro de la zona sagrada que a cada punto cardinal le es atribuido y en otras ocasiones se refieren a las características que le son propias a cada uno de estos lugares sa­grados.



Fuente:
Fresán, Jiménez, Mariana, Nierika Una ventana al mundo de los antepasados, Conaculta – FONCA, México, 2002. 25-27

1 comentario: