viernes, 18 de noviembre de 2011

Wixárika, un pueblo en comunicación (fragmentos)



Fragmentos


"Por eso, porque los dioses de la naturaleza que son los antepasados necesitan compañía, conversación, fiestas y regalos, los wixaritari han diseñado un sistema complejo, creativo y delicado que les permite entrar en contacto con sus dioses para invitarlos a conversar, para reconocer ante ellos  sus faltas y pedirles perdón, para solicitarles explicaciones, contarles sus problemas y pedirles apoyo, presentarles a las niñas y a los niños nuevos que nacen, escuchar lo que desde su sabiduría ancestral tienen que enseñarles, solicitar asesoría en el nombramiento de sus gobernantes, o para cantar y bailar con ellos en noches interminables.

De esta manera, los wixaritari y sus dioses forman parte de un mismo pueblo y de un mismo mundo. Gracias a este sistema de comunicación, los dioses y los antepasados están presentes en las ceremonias de nacimiento y muerte, en la organización del trabajo, en los amaneceres y en las cosechas.

Aparecen con la lluvia, corren con el venado, emergen entre la espuma del mar y laten en el corazón mismo del fuego que las familias mantienen encendido siempre, cuidando entre todos que nunca se apague.

Los wixaritari saben que, en la naturaleza, es necesario mantener vivos los lazos que nos unen a todos con todos, mantener fuertes los contactos, preguntar a los otros cómo han estado y qué necesitan, que los otros sepan cómo estamos y qué necesitamos.
Y esto también se refiere al aire, al agua, a la tierra, a las plantas y a los animales que forman parte de nosotros mismos al formar, como nosotros, parte de la naturaleza, de nuestra naturaleza que es de todos.

Los wixaritari saben que así, en comunicación, todos podemos estar mejor, sentirnos acompañados y saber que formamos parte de un mundo nuestro al que pertenecemos."

-----------------
Luz Chapela, Wixárika, un pueblo en comunicación. SEP, México, 2006

---------------------------
El libro completo lo pueden descargar en:



No hay comentarios:

Publicar un comentario